¿Quién era yo en mi vida pasada?

Todos los recuerdos, experiencias, lecciones y heridas que desarrollamos durante nuestras vidas se dejan en una capa no física a la que Carl Jung se refirió como el "Inconsciente Colectivo" y otros se refieren como los "Registros Akáshicos".

0
220
Descubrir mi mundo interior

Seguramente te asalte la pregunta alguna vez de quien era yo en mi vida pasada. La mayoría de nosotros tenemos curiosidad sobre nuestra reencarnación y si hemos venido a antes a este planeta.

“¿Quién era yo en mi vida pasada?” Es una pregunta que comunmente nos hacemos. Si realizamos una búsqueda rápida en Google, nos encontraremos con unos cuantos divertidos cuestionarios que nos dirán a qué género pertenecia, de qué país provenía, qué hicimos y cómo morimos.

Estas son algunas formas divertidas de explorar el tema. Son un poco limitadas y poco profundas para ayudarnos realmente a comprender quiénes fuimos en nuestras vidas pasadas.

Primero exploraremos qué es realmente la reencarnación.

La reencarnación no es lo que crees que es

Hace unos años llegué a la conclusión de que todos somos fragmentos divinos de Dios, la Divinidad, el Tao, la Conciencia, o como quieran llamarlo. Esto es lo que Jesús, Buda, Eckhart Tolle, Mooji, Adyashanti, Gangaji, Ramana Maharshi, y todo hombre y mujer “iluminado” sabia a lo largo de los siglos. Todos ellos han coincidido en decir que: La mente es limitada. El yo es una ilusión. Todos somos uno.

Por lo tanto, si nuestra identidad es una ilusión, ¿Cómo es posible reencarnar?. “La reencarnación de un ‘yo individual’ solo es posible en la medida en que creas que tu sentido de ‘yo’ – tu ego – es real. 

Después de todo, ¿por qué la reencarnación es tan atractiva para muchos de nosotros? Porque nos asegura que nuestros egos vivirán después de que muramos. Pero si te has dado cuenta de que el yo es una fantasía onírica, te darás cuenta de que este no es el caso.

Entonces, ¿qué es exactamente la reencarnación?

En mi opinión, la reencarnación es un proceso de reciclaje de energía. Los budistas representaron esto en la Rueda del Dharma que reflejaba el ciclo repetitivo del nacimiento, la vida y la muerte llamado “Samsara”. Todos los recuerdos, experiencias, lecciones y heridas que desarrollamos durante nuestras vidas se dejan en una capa no física a la que Carl Jung se refirió como el “Inconsciente Colectivo” y otros se refieren como los Registros Akáshicos“.

Aunque este nuevo ser comienza con una “nueva pizarra donde dibujar” cuando nace, a medida que madura su trabajo, debe curar las heridas heredadas.

¿Quién era yo en mi vida pasada?

En una época pregunté y busqué las respuestas a esta pregunta, pero de alguna manera siempre intuitivamente sentí que no estaba haciendo la pregunta “correcta” o no estaba buscando en el lugar correcto. ¿Has sentido esto antes?

Si bien no creo que nuestras identidades se reencarnen, sí creo que podemos descubrir quiénes fuimos en vidas pasadas (porque todos somos Uno y compartimos la misma conciencia subyacente). Más precisamente, hemos sido todas las personas que han existido, pero por razones prácticas , cada uno lleva una impresión única de fortalezas y debilidades heredadas. Similar a la herencia epigenética transgeneracional , la cual describe el proceso de heredar información física, mental y emocional de sus antepasados no influyendo en su ADN. Entonces también es posible para nosotros heredar necesidades espirituales de muchos tipos. Como en la vida misma tratamos de evolucionar, avanzar y madurar, podemos decir que nuestras vidas emocionales y espirituales también están madurando.

Colectivamente, todos estamos evolucionando, y descubrir qué heridas centrales heredadas tenemos es vital para ser personas más felices y más satisfechas. Al descubrir nuestras heridas transgeneracionales, también trabajamos para “elevar las vibraciones” del mundo para esta generación y generaciones futuras.

Aquí hay algunas recomendaciones que te ayudarán a descubrir quién fuiste en tu vida pasada:

1. Examina lo que te atrae, interesa o crea una sensación de nostalgia en ti

Por ejemplo, puedes tener un interés desde hace mucho tiempo en el chamanismo sudamericano. Puedes sentirte intensamente atraído por la cultura asiática antigua o puedes sentir una profunda añoranza y una inexplicable nostalgia hacia la campiña inglesa.

2. Presta atención a la repetición en tus sueños

También, debemos aprender a distinguir entre los sueños que se sienten como un sueño  y los sueños que se sienten mas similares a la vida. Estos sueños pueden presentar las puertas al inconsciente colectivo. Los sueños repetitivos en particular, llevan mensajes importantes porque revelan que existe en nuestras mentes a un nivel subconsciente. Por ejemplo, si sueña con ser abandonado sin ninguna razón en particular (es decir, sin problemas de abandono de la infancia), es posible que tenga la herida central heredada de la traición o el miedo a la soledad.

3. Establezca una intención y repitalo

Es posible que desee establecer una intención antes de intentar volver a visitar su vida pasada. Puede hacerlo antes de ir a dormir, meditar o practicar la autohipnosis. Por ejemplo, su intención puede ser “¿Quién era yo en mi vida pasada?” o simplemente,” Quiero saber quién era yo”. Finalmente, es útil repetir tu intención varias veces antes de que inicies un estado de sueño, meditación o hipnosis.

4. Reflexiona sobre las personas que has atraído a tu vida

¿Qué lecciones duras, pero poderosas, te han enseñado tus amigos, familiares y / o pareja?. ¿Puedes sentir que algún tema en particular te esta sucediendo en la vida y parece haber estado allí desde el principio?. Se dice que todos iniciamos esta vida con un grupo de almas que es un grupo de seres que trabajan colectivamente para resolver el karma acumulado .

5. Mírate en un espejo

Use su reflejo como punto focal para entrar en un estado alterado de conciencia. Póngase en una posición cómoda y si es posible, atenúe las luces. Mantenga su intención en la mente, relaje sus ojos y mire su reflejo. Mantenga un contacto visual suave pero sólido. Puede hacer esto por hasta diez minutos a media hora. A medida que pasan los minutos, descubrirá que su rostro comienza a transformarse y a cambiar sutilmente su apariencia. ¿Que puedes ver?

6. Conecta los puntos

Use una combinación de todas las prácticas anteriores para explorar su vida pasada y las heridas centrales heredadas. Tenga en cuenta que existen muchas otras técnicas, pero estas cinco son básicas y fáciles de probar para cualquiera.

Iñigo Huarte
"Cada persona en nuestra vida es un maestro y cada experiencia que vivimos es una lección. Vivir es como mirarse en un espejo. Cada maestro somos nosotros." Compositor, diseñador, programador y creativo. Mi vida a girado orientada al descubrimiento personal, a la autorealización y al desarrollo espiritual.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí