Descubrir mi mundo interior

Causas emocionales de la Vejiga

La vejiga es el depósito donde se desagua la orina vertida por los dos uréteres. Tiene la función de guardarla entre una micción (acción de orinar) y otra. Los problemas más comunes aquí son: incontinencia (problema mecánico), inflamacióninfeccióntumor y cáncer. Véase el problema específico, así como riñones (problemas renales), agregando lo que sigue:

Debido a que el líquido corporal se relaciona con el cuerpo emocional, que es el cuerpo de los deseos, el hecho de tener problemas en la vejiga está relacionado con la capacidad de esperar para realizar los deseos. Por otro lado, la expresión tener liquidez significa tener dinero. Esta persona puede creer que no tiene suficiente éxito financiero porque no tiene toda la liquidez que quisiera.

Si el problema le impide orinar, su cuerpo le indica que controla demasiado sus deseos y que no se atreve a dejarlos salir por miedo. Si, por el contrario, el problema en la vejiga le imposibilita retener su orina, su cuerpo le indica que no puede controlarse y que quisiera que todas sus expectativas fueran satisfechas de inmediato. Hay aquí una falta de discernimiento.

La vejiga es la reserva en donde la orina está en “espera” de estar soltada. Representa también las “esperas” que alimento frente a la vida. Problemas de vejiga me indican que puedo tener tendencia a agarrarme a mis viejas ideas, que me niego a soltar. Resisto al cambio a causa de mi inseguridad. Las dolencias demuestran que vivo ansiedad desde hace mucho tiempo y que es tiempo para mí de soltar libremente mis emociones negativas indeseables. Así, mi vejiga me impedirá ahogarme en mi propia negatividad.

Infecciones urinarias son la indicación de que vivo muchas frustraciones, pena e inseguridad no expresadas. Puedo cuestionarme para conocer lo que retengo en mi vida y que me interesa soltar. Estos sentimientos pueden estar vividos en una situación en que están en causa lo que me pertenece y lo que considero como formando parte de mi territorio. Puede ser, por ejemplo, una situación en que tengo “nausea” cada vez en que llego a casa y que está sucia y desorden.

La vejiga representa también el campo de las relaciones personales. Ocurre  frecuentemente por lo tanto que estas infecciones se manifiesten en el período cercano a la luna de miel, durante una relación molesta o conflictual o incluso, con ocasión de una ruptura. La luna de miel o una primera experiencia sexual puede traer diversos problemas, incluso decepciones  pudiendo traer ira o resentimiento frente a mi pareja, como si fuese responsable de mi insatisfacción. Una relación en ruptura es generalmente la conclusión de los “no-dichos”, emociones reprimidas en mi interior.

Es como si hundiese en lo más hondo de mí mis problemas psicológicos, provocando una presión constante.

Tengo que comprender que al liberarme de esta presión, sentiré inevitablemente un alivio.

Me libero de mis viejas creencias y dejo sitio para lo nuevo en mi vida.

CISTITIS 

Esta enfermedad es una infección urinaria, con o sin fiebre, que se caracteriza por unas ganas frecuentes e imperiosas de orinar, aun cuando se emite muy poca orina en cada micción y con una sensación de ardor.

La persona que padece una infección urinaria siente mucha frustración ante sus emociones. De ahí el ardor que siente y que los demás no se dan cuenta que le producen. Asimila mal los acontecimientos externos y manifiesta su voluntad de manera desordenada. Espera demasiado de los demás. Su ira interna también le arde.

Esta infección te dice que es hora de hacerte responsable de lo que sientes. Nadie en el mundo tiene la misión de hacerte feliz y ocuparse de tus emociones. Si esperas que los demás te hagan feliz, puedes esperar muchos años. Recuerda que si sientes esa molesta emoción es porque has acusado a alguien. Si aprendes a amar sin expectativas, te evitarás muchas emociones negativas.

La cistitis es una inflamación de la vejiga. Ciertos acontecimientos o ciertas situaciones me llevan a retener mi irritación y mis frustraciones. Estoy tan preocupado en mis esperas que mi vejiga se inflama. Vivo un estado de gran presión. Tomo consciencia de que es esencial soltar para liberarme de ellas porque, reteniéndome, bloqueo mi energía sólo porque tengo miedo. El disgusto frente a los acontecimientos, el cual produce una tensión nerviosa, inflamará mi vejiga. Acepto vivir el instante presente al máximo y comprendo que siendo abierto, me permito saborear maravillosas experiencias.

INCONTINENCIA 

La enuresis o incontinencia urinaria es la emisión involuntaria e inconsciente de orina, con más frecuencia durante la noche, que persiste en el niño después de la edad en que es normal que aprenda a controlarse, es decir, después de los tres años. No se trata de un niño que ocasionalmente se orina en la cama, después de una pesadilla o de una emoción fuerte.

El hecho de que el niño se orine en la cama, sin control, durante la noche, indica que se reprime mucho durante el día y que no logra controlarse ya. Es el tipo de niño que le tiene mucho miedo a la autoridad, sobre todo al padre o a la persona que cumple ese papel. Ello no quiere necesariamente decir que le tema físicamente. Más bien tiene miedo de disgustarlo, de no estar a la altura de sus expectativas. Para este niño, disgustar a esa persona le sería tan penoso como la vergüenza que siente al orinarse en la cama.

Si es tu hijo quien presenta este problema, es importante que le leas el párrafo anterior y que le hagas saber que todo cuanto necesita es más estímulo. A este niño, que se exige mucho a sí mismo, el hecho de decirle que es bueno, el hecho de valorar sus talentos y de repetirle que aunque se equivoque sus padres lo van a querer igual, le ayudará a creerlo y le hará relajarse. Es recomendable que el niño verifique si lo que él cree con respecto a las expectativas de sus padres es realmente cierto.

Si la incontinencia es fecal – incapacidad en retener  las heces – o urinaria – pérdidas involuntarias de la orina – ambas situaciones se refieren al control. Puede que la vida quiera enseñarme a ser más flexible y a soltar a la gente y las situaciones. La pérdida de control, bien de mis heces como de mi orina, me obliga a hacer una toma de consciencia en este sentido.

Debo dejar de lado mis pensamientos rígidos que sólo son  una protección que me impongo para protegerme de mi sensibilidad ahí donde no puedo controlar la situación.

En este caso de incontinencia fecal, puedo preguntarme cuál es la persona o la situación que “me joroba”. Puede que esté en fuerte reacción frente a la autoridad y el hecho de deber sufrir esta autoridad me lleva a vivir esta situación de incontinencia. Para mí, la autoridad puede ser la propia vida que me lleva a realizar cambios que no quiero hacer. Puedo ir a ver en mi infancia quien representaba la autoridad para mí y si estuve en reacción contra ella.

En el caso de incontinencia urinaria, esta liberación incontrolable e inconsciente de emociones negativas que representa la orina puede ser un medio de recibir más atención y afecto. La causa subyacente de esto puede ser un sentimiento de rechazo, de no tener ningún mérito, de inseguridad, de tener miedo del futuro. La orina representa emociones negativas normalmente soltadas cuando ya no son necesarias o deseadas. Esta liberación frecuentemente nocturna indica un conflicto a un nivel más profundo y del cual ni siquiera tengo consciencia.

Siendo incapaz de “controlar” la pérdida de orina o de heces, soy incapaz de controlar lo que sucede en mi vida, en particular las emociones, y esto me da miedo.

Es importante que estos miedos e inseguridades interiores se expresen.

También puedo dejar ir demasiado fácilmente cosas o personas que amo, sin tener el valor o la fuerza de ir a buscar lo que quiero.

Teniendo muchas esperas  frente a la vida, estoy decepcionado y me “dejo ir”, esto puede ser tanto con relación a mi cuerpo como a mi mente.

Un gran miedo o nerviosidad puede también causar la incontinencia, sobre todo en los niños.

Tomo consciencia que es imposible controlar todo lo que sucede en mi vida.

Aprendo a hacer confianza y aprendo a amar lo nuevo y lo inesperado.

ORINA (infecciones urinarias)

La orina representa mis viejas emociones las cuales ya no necesito y que elimino de mi sistema. Una inflamación de la vejiga o del conducto urinario (cistitis) provoca dolor cuando orino (incluso en pequeña cantidad). Esto es más frecuente en las mujeres jóvenes, los diabéticos, las mujeres embarazadas. Tratándose de una infección, esto implica que esta dolencia se vincula frecuentemente a ira acumulada. También puede ser resentimiento, irritación o cualquier otro sentimiento ardiente que afecta nuevos aspectos de mí – mismo o de mis relaciones personales.

Como en el caso de una vaginitis (o leucorrea), puedo vivir un sentimiento de frustración con relación a mis relaciones sexuales. Al estar en comunicación mi sistema urinario y mi sistema reproductor, uno puede afectar al otro. Puede que mis relaciones sexuales funcionen admirablemente bien y que no entienda por qué viviría yo frustración. Precisamente porque todo va bien, puede que me pregunte “¿por qué espere tantos años para tener relaciones sexuales satisfactorias?” De aquí pueden proceder mi frustración y mi enfado no expresados.

También, por ejemplo, una cistitis puede manifestarse después de una separación. Al no haber sido capaz de expresar mis emociones negativas, afloran miedos así como conflictos interiores con relación a lo que será de mí.

Teniendo grandes esperas por colmar, culpo a la gente que me rodea de este vacío y, la mayoría de las veces, a mi cónyuge en primer lugar.

Paso de frustración en frustración porque dejo a los demás la responsabilidad de mi bienestar.

Es pues tiempo de asumirme, de aceptar la responsabilidad de mi vida.

Tomo la decisión de seguir adelante, estoy renaciendo, independientemente de las relaciones presentes y anteriores.

RIÑONES (problemas renales)

Los riñones son los órganos cuya función es eliminar los desechos nitrogenados de la sangre (urea, ácido úrico, pigmentos biliares, etc.) y participar activamente en la evacuación de sustancias extrañas introducidas en el organismo (sobre todo medicamentos y sustancias tóxicas). Además, gracias a estos órganos y por medio de ellos, se efectúa la regulación del volumen y de la presión osmótica de los líquidos corporales. La estructura renal es compleja y los problemas en los riñones son muy variados.

El riñón ayuda a mantener el equilibrio del volumen y la presión de los líquidos corporales, por lo cual uno de sus mensajes señala una falta de equilibrio en el plano emocional. La persona que tiene un problema en el riñón demuestra una falta de discernimiento o una incapacidad para tomar decisiones ante sus necesidades. A menudo se trata de una persona demasiado emotiva que se preocupa mucho por los demás.

Todo riñón enfermo indica que la persona no se siente capaz, se siente incluso impotente, ya sea en lo que se propone o con relación a otra persona. Con frecuencia siente injusticia ante situaciones difíciles. También es posible que se deje influir demasiado por las creencias de los demás y que, al querer ayudarles, le falte discernimiento para sí misma, que no sepa distinguir lo que es bueno para ella de lo que no lo es.

Tiene tendencia a idealizar una situación o a una persona y se frustra cuando sus expectativas no son satisfechas. Critica fácilmente a los demás o a las situaciones, acusándolos de injustos. A la larga puede convertirse en víctima de la vida, teniendo cada vez más expectativas con respecto a los demás.

Cuanto más grave sea tu problema renal, más urgente e importante es él mensaje que te envía tu cuerpo: quiere ayudarte a que restablezcas el contacto con tu poder interior y que dejes de creer que no puedes enfrentarte como los demás a las situaciones difíciles. El creer que la vida es injusta para ti te impide ver tu fuerza interior. Estás demasiado ocupado comparándote con los demás y criticando.

Tu enorme sensibilidad está mal utilizada; tu intensa actividad mental te hace experimentar muchas emociones negativas, y ello te impide lograr el discernimiento necesario que te aportaría el equilibrio que necesitas para enfrentar las situaciones más difíciles. Te ayudaría ver las cosas y a las personas tal como son, sin crearte un ideal imaginario. De este modo, al tener menos expectativas, disminuirá tu sentimiento de injusticia.

Los riñones mantienen el equilibrio del medio interior limpiando la sangre de sustancias tóxicas y compensando las “entradas” en el medio interior por “salidas” (secreciones de orina). Participan también en el control de la presión arterial. En sentido figurado, ya que los riñoneslimpian el cuerpo de residuos, es como si limpiasen mi cuerpo de ideas negativas que le habitan. Un mal funcionamiento de mis riñones denota una retención de mis viejos esquema de pensamiento emotivos o bien una retención de ciertas emociones negativas que sólo piden ser liberadas. Se manifiestan frecuentemente por piedras en los riñones, también llamados cálculos renales. Constantemente estoy haciendo “cálculos” (¡renales!) para saber lo que me pertenece o lo que corro el riesgo de perder. Quiero imponer mis límites y mis fronteras para no “perder” ni un centímetro. Los riñones también se conocen como la “sede del miedo”. Cuando se debilitan o cuando están lastimados, puede existir un miedo que no quiero expresar o que incluso, quizás no pueda confesarme a mí – mismo. Mi discernimiento así está afectado. Por lo tanto tendré tendencia a vivir extremos, o bien me vuelvo muy autoritario, con una tendencia pronunciada para la crítica, o al revés, me vuelvo sumiso, indeciso, sintiéndome impotente y viviendo decepciones tras decepciones.

La vida para mí es “injusta”. Tendré dificultad en tomar decisiones. Si mis riñones dejan de filtrar sangre, es como si mi cuerpo quisiera guardar lo más tiempo posible este líquido para no perderlo o por miedo a carecer de él. Debo pues preguntarme cuál situación podría haber provocado un miedo asociado a un líquido (por ejemplo: si ya tuve miedo de ahogarme, el líquido aquí sería el agua). Esto puede ser también el hecho de haber estado a punto de absorber un líquido tóxico. Los tubos colectores de los riñones estarán afectados si tengo la sensación de deber luchar para mi existencia. Me siento privado de mis posesiones, abatido, después de un suceso que marca mi vida.

Los problemas de riñones frecuentemente se producen después de un accidente o de una situación traumatizante en que tuve miedo de morir.

Tengo la sensación de sólo estar frente a “nada”, la nada.

Tengo la sensación de haberlo perdido todo, que todo mi mundo se derrumba.

Tengo miedo de ser incapaz de afrontar la vida. Los riñones simbolizan también la colaboración (ya que hay dos y que deben trabajar en estrecha colaboración).

Debo preguntarme cómo es mi relación con mi pareja actualmente. ¿Le hago responsable  de todos mis males? ¿Tengo tendencia a “verter mis residuos” sobre los demás y de envenenar su vida con  mis “problemas”? Si es el caso, mis riñones tendrán dificultad en funcionar e incluso podré tener insuficiencia renal. Entonces debo “colaborar” sin que tenga elección, a una máquina, el generador de hemodiálisis, que me ayudará a limpiar mi sangre.

Debo volver a pensar todo mi sistema de relación con mi entorno.

Es tiempo de que me asuma, que aprenda a descubrir mis verdaderas necesidades.

Tomo la responsabilidad de mi vida y dejo de culpar a los demás.

Soy capaz de asumir mis elecciones.

Mi discernimiento será seguro y preciso.

Colaboraré al 100% con la vida y entonces tendré necesidad de unos “riñones sólidos”.

1ª Etapa (Supervivencia) y 4ª Etapa (Relación).

Qué conflicto emocional estoy viviendo?

Si yo presento cualquier síntoma relacionado con mi vejiga, quiere decir que he vivido o estoy viviendo una situación en la que me ha resultado imposible marcar MI territorio, no pongo limites.

Es un sentimiento muy fuerte ante el reto de demostrar que algo o alguien es mío una necesidad pero no me lo permito expresar. También puede significar que alguien ha “manchado” mi territorio. Cuando una mujer presenta algún síntoma en la vejiga, significa también que por circunstancias ajenas no se puede “organizar el territorio”. La orina, como en los animales, sirve para marcar territorio, es por eso que si no se puede, el órgano dañado es el productor de orina, es algo biológico.

Ejemplos: – Un hombre casado que ama y adora a su esposa, presenta problemas en la vejiga, cuando descubre que ella, comienza a recibir llamadas de otros hombres (No puedo marcar o defender mi territorio).

– Una madre amorosa, presenta daño en la vejiga cuando le roban el coche a su hijo (alguien ha afectado mi territorio).

– Una abuela presenta daño en la vejiga, porque todos los domingos, recibe la visita de sus hijos y nietos y dejan la casa hecha un desastre. (No puedo organizar mi territorio).

Los hombres buscan marcar territorio hacia afuera.

Las mujeres tratan de marcar territorio hacia adentro.

PÓLIPOS EN LA VEJIGA (tumores)

4ª Etapa (Relación).

Qué conflicto emocional estoy viviendo?

Si yo presento pólipos en la vejiga, significa que he vivido o estoy viviendo un conflicto en el cual los límites de mi territorio no me quedan claros. No puedo determinar cuál o hasta dónde llega mi territorio. Puedo estar viviendo un conflicto de no saber a qué familia pertenezco, a qué grupo de amigos pertenezco. Recuerda que es algo simbólico.

Quedan involucradas, cosas o personas. Las relaciones sociales, familiares y laborales.

Territorio puede ser:

Trabajo

Pareja

Familia

Apellido

Horarios

ÚLCERA CARCINOMATOSA ZONA IZQUIERDA:

Conflicto de demarcación territorial.

Conflicto de fronteras, de límites.

ÚLCERA CARCINOMATOSA ZONA DERECHA:

No poder reconocer los límites del territorio.

Desubicación territorial. 

Cuál es la emoción biológica oculta?: 

Angustia.

Aferramiento a viejas ideas y creencias.

Miedo a relajarse.

Fastidio. 

Cómo libero esa emoción biológica?:

Expresando mis dudas y preguntas.

Aceptando mis límites o bien los límites que se me imponen.

Expresando mi molestia por situaciones que alteren mi territorio.

Sintiéndome cómodo y feliz con mi forma de ser.

Liberando cosas ajenas que me afecten.

TUMOR(ES)

Un tumor es comparable a un montón de tejidos informes, pudiendo hallarse en diferentes lugares del cuerpo. Se produce generalmente después de un impacto emocional. Guardando en mí viejas heridas, pensamientos negativos frente a mi pasado, éstas se acumulan y forman una masa que acaba por hacerse sólida. Me conviene tomar consciencia que esta masa bloquea el paso de una parte de mi energía que quiere circular libremente. Es importante que pueda expresar esta desesperación que está dentro mío; debo tomar en serio este mensaje que me da mi cuerpo. Dejo sitio al presente, expreso mis sentimientos. Si rehúso, tendré la sensación de que una pequeña voz interior dentro mío me dice: “tú mueres” (casi idéntico a “tumores”) a fuego lento.

 

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí