Descubrir mi mundo interior

Recuerda: este símbolo   indica una pausa. No sigas leyendo cuando llegues a esta pausa y date un tiempo de explorar tu propio darse cuenta, siguiendo las instrucciones.

Loco

Cierra los ojos y dirige la atención hacia tu interior…

Ahora quiero que te imagines que te vuelves loco…

¿Dónde estás tú?…

¿Cómo te sientes?…

Tómate cierto tiempo en establecer contacto con todos los detalles con tu experiencia de ser loco…

¿Cómo influencias con la gente?…

¿Cómo reaccionan los otros ante tu locura?…

¿Qué hace por ti esa locura?…

¿Y qué hace para ti esa locura?…

Explora este estar loco un poco más…

Ahora conviértete en el extremo opuesto del loco. Cualquiera que sea tu experiencia de estar loco, imagina ahora que tu pasas a ser totalmente lo contrario, el reverso exacto. Por ejemplo, si tu pierdes completamente el control cuando estás loco, ahora encuentra completamente el control y vivencia cómo es eso…

Personas a izquierda y a derecha

Hay alguien parado a tu derecha detrás de ti. Vuélvete hacia la derecha y mira por encima el hombro para ver quién está allí. Observa todos los detalles acerca de esa persona…

¿Qué ropas usa esta persona?…

¿Cómo parece estar esta persona?…

¿Qué expresan la postura y expresión facial de esta persona?…

¿Qué otra cosa notas tu respecto de esta persona?…

También hay alguien parado a tu izquierda, detrás de ti. Vuelve tu cabeza a la izquierda y mira quién está allí. ¿Cómo es esta persona?…

¿Qué ropas lleva puestas?…

¿Qué aspecto tiene?…

¿Qué expresan la postura y expresión facial de esta persona?…

¿Qué otra cosa notas respecto de esta persona?…

Deja ahora que estas dos personas avancen y se encuentren frente tuyo…

Observa cómo se mueven y cómo se comportan entre ellas cuando se encuentran…

Míralas con atención y observa qué hacen…

¿Cómo interactúan y qué se dicen la una a la otra?…

Toma conciencia de todos los detalles de lo que está sucediendo entre ellos…

Ahora conviértete en la persona de tu derecha…

Siendo esa persona ¿Cómo eres tú?…

¿Y cómo te sientes?…

¿Qué te está diciendo esa otra persona?…

¿Y qué sientes hacia esa otra persona?…

Cambia ahora de puesto y conviértete en la otra persona del diálogo…

¿Cómo te sientes siendo esta persona?…

¿Cómo eres tú?…

¿Qué le estás diciendo a la otra persona?…

¿Y qué sientes hacia la otra persona?…

Continúa este diálogo durante un rato. Cambia de puestos entre estas dos personas cada vez que quieras. Mantén la interacción y mira que otra cosa puedes descubrir respecto de ser cada una de estas dos personas…

¿Han aprendido algo una de la otra?…

Tu interacción ahora, ¿Difiere en algo de lo que era al comienzo?…

Lentamente despídete de estas dos personas y regresa a tu existencia aquí…