Descubrir mi mundo interior

Hace un tiempo, veíamos en un artículo como nuestras creencias dan forma a nuestra realidad . Hablábamos de cómo el cambiar las creencias, es un elemento crucial para manifestar la vida de tus sueños. En esta entrega nos vamos a sumergir en algunos consejos prácticos para identificar y eliminar creencias que no te están sirviendo, y cómo instalar otras nuevas que estén alineadas con el logro de tus metas, sueños y deseos.

Dos enfoques para cambiar tus creencias

Disponemos de dos enfoques para ver el como cambiar las creencias. El enfoque tradicional es en el que tratas de identificar tus creencias limitantes ocultas y luego las eliminas, reemplazándolas por unas nuevas creencias más poderosas, a medida que las encuentras.

El enfoque alternativo implica omitir el primer paso. En lugar de buscar y preocuparse por las creencias limitantes ocultas, simplemente seleccionas las que deseas, las que están alineadas con el logro de tus deseos. Luego, al recordar regularmente estas nuevas creencias y tomar pequeñas acciones consistentes con ellas, las instalarás gradualmente y anularás cualquier creencia limitante incompatible. Debido a la forma en que funciona la Ley de la Atracción, al afirmar tus nuevas creencias elegidas, tanto a través de tus palabras como de tus actos, se acumulará una evidencia que las respalda y que facilita su instalación.

Como no está de más tener el hábito de observar nuestras creencias, vamos a explorar esto primero.

Identificando tus creencias a través de la reflexión

Reflexion sobre el como cambiar las creencias

El primer paso en el proceso de como cambiar las creencias y deshacernos de nuestras limitaciones, es identificarlas. Esto no es que se diga que sea fácil, porque muchas de ellas están completamente ocultas en nuestro inconsciente.

La clave para identificar las creencias inconscientes, es comprender que se reflejan en cada pensamiento que realizamos, en cada palabra que pronunciamos y en cada acción que ejecutamos. Si deseas descubrir tus creencias, simplemente presta atención a lo que estás pensando, diciendo y haciendo, y reflexiona sobre lo que implica, muestra y dice sobre tus creencias subyacentes.

Prestando atención a tus pensamientos

Debido a que nuestras mentes generan un flujo constante de pensamientos, de los cuales apenas somos conscientes, es casi imposible monitorear cada uno de sus pensamientos. A pesar de esto, no está de más tratar de desarrollar el hábito de notar y reflexionar sobre tus pensamientos, porque los que atrapas, te darán una pequeña visión de tus creencias. Sin embargo, a menudo es más fácil observar lo que decimos.

Prestando atención a lo que dices

Si hablamos de como cambiar las creencias y debido a que expresamos parte de nuestros pensamientos, a menudo es mucho más fácil observar y reflexionar lo que decimos. Acostúmbrate a prestar atención a lo que dices, y pasa un poco de tiempo reflexionando sobre lo que implica sobre tus creencias subyacentes.

¿Alguna vez has querido algo, pero has contado algo contradictorio a tus amigos?… Quizás anhelas una relación profunda y significativa, pero luego te sorprendes diciendo algo sobre que las relaciones nunca duran. O tal vez estás tratando de perder peso, pero te escuchas a ti mismo quejándote de que no importa lo que comas, que aún así no puedes perder peso. Estos son ejemplos de expresar nuestras creencias subyacentes ocultas. Cuando te sorprendes diciendo cosas como estas, puedes observar una creencia que va en contra de lo que realmente quieres.

Aquí hay algunos ejemplos más:

Ejemplo 1:

¿Alguna vez te has escuchado decirle a alguien, con un poco de envidia, “Debe ser agradable”?… Aunque es posible que estés bromeando, realmente estás admitiendo que ni siquiera puedes imaginar lo que es hacer o tener lo que sea, y estás insinuando que probablemente nunca lo sabrás. La próxima vez que digas algo como esto, pregúntate por qué crees que este objeto o experiencia está fuera de tu alcance. Si profundizas hasta el fondo de esto, es probable que descubras una creencia limitante.

Ejemplo 2:

¿Alguna vez se ha oído gemir cuando recibes una factura inesperada?… Claramente estás expresando la creencia de que el dinero es escaso o difícil de conseguir, y que las posibilidades de este cambio son pequeñas. Aunque esta creencia puede ser un reflejo exacto de ciertas circunstancias actuales, solo atraerás esas mismas circunstancias. Para allanar el camino para una circunstancia diferente, debes pensar e imaginar la nueva circunstancia a pesar de tus circunstancias actuales. Es por eso que no importa lo que sea, imagínelo como quieres que sea.

En lugar de centrarte en la falta de dinero cuando recibes una factura inesperada, podrías decir “¡Qué bueno que tengo dinero!”. de esta manera te enfocas no en la falta de dinero, sino en otra circunstancia más positiva y contribuirás enérgicamente a la manifestación de esa misma cosa, especialmente si lo dices una y otra vez.

Ejemplo 3:

¿Alguna vez has notado que apagas las luces o bajas el termostato en casa para ahorrar dinero?… ¿Qué crees que dice eso sobre tus creencias sobre el dinero?… Acciones como esta generalmente reflejan creencias subyacentes de limitación y escasez. Puedes pensar ahora diciéndote que esto no es una creencia, que tus recursos económicos son realmente limitados. Y eso puede ser realmente cierto ahora. Pero, de nuevo, si te enfocas en la falta de, por la ley de la atracción, no obtendrás más.

Prestando atención a tus acciones

Así como tus palabras reflejan tus creencias, también lo hacen tus acciones, así que reflexionar sobre las acciones proporciona otra ventana para el como cambiar las creencias. Aquí hay unos ejemplos.

Ejemplo 1:

¿Eres una de esas personas que ha acumulado alguna vez alimentos, suministros, dinero y tal vez incluso un arma en tu hogar?… Puedes estar preparándote para cualquier desastre natural o incluso para un colapso de la sociedad. ¿Qué creencia crees que esto implica?… Es bastante obvio que implica que crees que hay una posibilidad significativa de que ocurran estas calamidades y que probablemente hayas pasado una buena cantidad de tiempo pensando e imaginando estos escenarios. ¿Cuáles son las posibilidades de que este tipo de eventos ocurran realmente?… Es difícil de decir, pero crees que existe una posibilidad real de que ocurran, de lo contrario no habrías hecho estos preparativos.

De estos ejemplos queda bastante claro cómo nuestras acciones reflejan nuestras creencias subyacentes. Según la Ley de Atracción, tus creencias, pensamientos y acciones que realizas, son una energía que aumenta lentamente y esta orientada a que seguramente las posibilidades de que realmente experimentes ese tipo de circunstancias, sean cada vez mas altas.

Entonces, simplemente reflexionar sobre las acciones puede ayudarnos a identificar nuestras creencias. Una vez que observemos una de nuestras creencias de esta manera y determinemos que es contraproducente, podemos comenzar a trabajar para deshacernos de ellas.

Identificando nuestras creencias a través del retroceder

Otro enfoque dentro del como cambiar las creencias, es reflexionar sobre las experiencias indeseables que has encontrado en la vida e intentar retroceder a las creencias subyacentes que podrían haberlas atraído. Pregúntate lo siguiente: “¿Qué habría tenido que creer para atraer tal experiencia?”… Aunque este enfoque no siempre arrojará resultados obvios, no hace daño reflexionar sobre las experiencias indeseables e intentar comprender las creencias y pensamientos que podría haberlas atraido.

Cambiando tus creencias

dificultades en la vida

Ya sea que el descubrimiento de una creencia limitante oculta te haya impulsado a formular una nueva creencia, o simplemente hayas formulado una, deduciendo lo que tendrías que creer para lograr tus objetivos y deseos, ahora ya estás listo para instalarla. Por supuesto, instalar una nueva creencia puede ser un desafío, porque las viejas creencias limitantes a menudo están muy arraigadas.

Haciendo más fácil el como cambiar las creencias

Una cosa que puede tener un largo camino para ayudarte a trascender las creencias limitantes, es darte cuenta de que NO SON VERDADES, son meras opiniones sobre la realidad. Todas las creencias son igualmente válidas. No son verdaderas ni falsas, simplemente son beneficiosas o perjudiciales. Al liberar tu apego a la verdad o a la falsedad de las creencias, liberas tu mente para seleccionar las que mejor te sirvan para el cumplimiento de tus metas y deseos. Repita la siguiente afirmación regularmente: Mis creencias no son VERDADERAS ni FALSAS, simplemente son beneficiosas o perjudiciales para mí.

Con la libertad obtenida al adoptar esta nueva perspectiva sobre las creencias, es mucho más fácil preguntarse “¿Qué preferiría creer?”

Otra forma de facilitar este cambio en el como cambiar las creencias, es adoptar la verdad esotérica de la Ley de Atracción: todas las realidades son generadas por creencias (y pensamientos) y, por lo tanto, no existe una realidad “básica” que sea “más real” que cualquier otra realidad.

Todas las realidades son construcciones de nuestros pensamientos. La vida y la existencia son un lienzo vacío con infinitas posibilidades y lo pintamos a través de nuestros pensamientos, creencias y de lo que puedas imaginar. ¡El lienzo está vacío porque NO hay una “realidad real inherente” en absoluto!… ¡Existen infinitas posibilidades porque la realidad puede ser CUALQUIER COSA que deseemos, dependiendo de nuestras creencias, pensamientos e imaginación!

Abraza completamente esta verdad y no tendrás ese sentimiento persistente de que la vieja creencia es más “real” o válida que tu nueva creencia. Por lo tanto, no volverás a la vieja creencia, porque parezca más “verdadera” o “realista”.

Instalando la nueva creencia

Como cambiar las creencias

Una vez que elijas tu nueva creencia, puede hacer lo siguiente para instalarla:

  1. Crea y diga regularmente afirmaciones afirmativas que refuercen la nueva creencia.
  2. Busca activamente pruebas de esta nueva creencia.
  3. Pregúntate qué harías ahora si estuvieras comprometido con esta nueva creencia y comienza a hacerlo.

1. Afirmando la nueva creencia

Una parte clave del como cambiar las creencias es el uso de las afirmaciones. Las afirmaciones son simplemente declaraciones que repetidamente te dices a ti mismo. Se pueden usar para reforzar nuestros pensamientos sobre lo que deseamos, amplificando así nuestro poder de atracción. 

Echa un vistazo El poder de las palabras: ordenes colocadas en el universo para profundizar en el poder de las afirmaciones. En el caso de afirmar creencias, estamos enviando una señal al universo y tratando de programar nuestra mente con la nueva creencia, para que en el futuro sus pensamientos y acciones sean relacionadas con ella.

Creencias gradualmente cambiantes: puente de las antiguas a las nuevas

A veces, cuando se intenta reemplazar una antigua creencia limitante con una nueva, el salto es demasiado grande: simplemente no creerás la nueva que está tratando de adoptar, especialmente al principio. En este caso, pasar gradualmente de la vieja creencia a la nueva, es un enfoque más efectivo.

Digamos que estas pensando en cómo es el comienzo de la temporada de la gripe y recuerdas lo enfermo que estuvistes en el pasado a causa de esta. Tu memoria de haber tenido gripe ha condicionado tu creencia en la probabilidad de contraerla. Solo decir “Quiero mantenerme sano” no es suficiente para anular la fortaleza de tu creencia de que podrías enfermar. En este caso, la siguiente línea de pensamiento probablemente sería la más efectiva.

“Esta suele ser la época del año en que me da la gripe. No quiero tenerla este año. No todos contraen la gripe. Me gusta la idea de estar sano. Mis experiencias pasadas ocurrieron antes de darme cuenta de que controlo mi experiencia. Ahora que entiendo el poder de mis propios pensamientos, las cosas son diferentes. No es necesario que experimente la gripe este año. No es necesario para mí experimentar algo que no quiero. Yo dirijo mis pensamientos hacia las cosas que quiero experimentar. Me gusta la idea de atraer a mi vida las cosas que si quiero experimentar “.

Recorrer las razones por las cuales tu antigua creencia no te es necesaria cierta y centrarte en una nueva creencia y las razones por las que tiene sentido, es un enfoque muy práctico. Si los pensamientos negativos sobre un tema dado regresan, simplemente repita los pensamientos puente y eventualmente los pensamientos negativos desaparecerán.

Aquí hay un ejemplo personal del uso de afirmaciones para pasar gradualmente de una creencia antigua a una nueva.

Cuando empece a escribir sobre espiritualidad, pensaba que era algo muy poco probable ya que era un mal estudiante de gramática en la escuela. Creía que no podía ser un buen escritor, así que decidí hacer afirmaciones para contrarrestar esta creencia. Empece a decirme que “No tengo que ser el mejor escritor del mundo para ser un escritor de exito. Escribir es una habilidad que se puede aprender. Cualquiera puede aprender a escribir razonablemente bien, incluyéndome a mí. Solo se requiere estudiar, practicar y ser constante”.  Más tarde, a medida que aumente mi confianza, comencé a decirme a mí mismo “soy un gran escritor exitoso y próspero”.

2. Busque activamente pruebas de la nueva creencia

Debido a la naturaleza autorreforzante de las creencias, comenzaremos a ver evidencias de que la creencia está haciendo su magia. Si buscas, notas y recuerdas activamente esta evidencia, acelerará la instalación completa de la nueva creencia y disolverá por completo cualquier creencia limitante incompatible que pueda haber existido.

3. Actuando de acuerdo con la nueva creencia

A medida que comiences a instalar tu nueva creencia mediante el uso de afirmaciones, también puedes comenzar a actuar como parte de ella. En lugar de esperar hasta que se haya eliminado por completo la creencia limitante, simplemente “suspenda su incredulidad” y comienza a “actuar como si” creyeras en la nueva creencia que estás tratando de instalar. Las acciones hablan más que las palabras y provocarán la entrega de oportunidades del Universo que apoyarán el logro de tus deseos, sean cuales sean.

Cuando avances así, te sentirás incómodo al principio porque está tomando medidas sin haber cambiado por completo tu creencia limitante subyacente. Por un tiempo parecerá que lo estás fingiendo, y de hecho lo estás haciendo, pero, como dice el clásico adagio, ¡sigue fingiéndolo hasta que lo consigas!

Para atravesar esta etapa de “fingir”, simplemente marcha hacia tu objetivo, enfocándote intensamente en potenciar los pensamientos en lugar de dudar, “actuando como si”, y constantemente recordándote que eres un creador y que existe en un campo de posibilidades infinitas y que lo que puedes crear, solo está limitado por tu imaginación.

“Actuar como si”, envía una señal poderosa al Universo que hace que atraigas hacia ti las oportunidades (personas, ideas, situaciones) que facilitarán el logro de tus sueños. A medida que este apoyo entre en acción, encontrarás que tu antigua creencia limitante se disuelve de una manera natural a medida que se instala la nueva creencia de empoderamiento. Una de las claves para emplear con éxito el “fingir hasta que lo hagas” es la paciencia y la persistencia. Debes hacer desaparecer tu incredulidad, seguir las mociones y perseverar durante el tiempo suficiente para que el apoyo entre en acción y comiences a ver pruebas de la nueva creencia.

Como ejemplo personal, cuando concebí por primera vez la idea de escribir y compartir mis conocimientos espirituales, mi primera reacción fue miedo y duda: no creía que pudiera ser escritor o autor. Pero a la vez tenía una pasión ardiente por compartir este conocimiento. Así que suspendí mi incredulidad y comencé a hacer lo que cualquier aspirante a escritor haría: asistir a un curso, escribir regularmente, ponerlo a la vista del público para obtener comentarios y unirme a grupos de escritores.

Poniendolo todo junto

Como cambiar las creencias

Tus creencias son absolutamente críticas a la hora de manifestar tus deseos. Descubre tus creencias limitantes prestando atención a lo que piensas, dices y haces. Cuando encuentres una creencia limitante, formula una nueva que esté más alineada con el logro de tus sueños, metas y deseos. Luego, comienza el proceso de instalación al afirmarlo regularmente, “actuar como si” lo creyeras, y buscar activamente evidencias de que está funcionando. A medida que hagas esto, la nueva creencia se instalará gradualmente y disolverá cualquiera de las antiguas.

Puede facilitar este proceso abrazar completamente dos verdades profundas: 

  1. Todas las creencias son igualmente válidas: las creencias no son verdaderas ni falsas, simplemente ayudan o impiden la manifestación de sus deseos.
  2. No existe una realidad absoluta, todas las realidades son construcciones.

Esto significa que el único límite para todo lo posible para ti, es manifestar tus creencias e imaginación. ¡Así que elige tus creencias con cuidado y da rienda suelta a tu imaginación!